x

¿Cómo te relajas?

New in the jukebox

 

Qué difícil es a veces relajarse y desconectar. Sobre todo cuando estás adaptándote a un cambio y todo es nuevo y una prueba. Así es como me siento yo últimamente y para combatirlo, me he puesto a investigar: ¿cómo se relaja la gente? ¿Qué más puedo hacer? ¿Qué hábitos saludables puedo incluir?
Hasta ahora, la mayoría de los artículos dicen obviedades que a menudo pasamos por alto y hacemos mal como: dar importancia a las horas de sueño y darte todas las que necesitas, tener hobbies y practicarlos a menudo, cuidar lo que comes, hacer ejercicio diario y salir con tus amigos y hacer cosas que no estén relacionadas, ni te dejen pensar, en tu fuente de estrés.
El objetivo es suplir la falta de control que tienes en ese punto más estresante de tu vida con otros aspectos en los que sí estás cómodo y en tu salsa: como con tus amigos, pintando, escribiendo, haciendo ejercicio o aquello que más te gusta.
Además de todas estas cosas, me gustaría añadir de mi cosecha algunos consejos:
Ducharse por la noche después de un día largo. Te relaja los músculos y los olores a limpio te hacen desconectar. Parece mentira que una ducha sea capaz de lavar también lo que hay dentro de nuestra cabeza! Te olvidas de todo y te quedas nueva antes de dormir. Añadiría también que si encima el jabón es de limón y huele a limpio, aún más relajante todavía.
Leer al acabar el día. En vez de mirar Instagram o Zara.com y generarse necesidades, leer un libro y distraer los pensamientos hace milagros para descansar mejor.
Caminar hasta/desde casa. Te ayuda a organizar las tareas del día o a hacer balance, te despeja al darte el aire en la cara y te prepara mejor para lo que esté por venir.
Ver series cómicas de 20 minutos. Yo, personalmente, no tengo nada en contra de la tele. Me parece que un ratito al día es sano y relajante. Después de un día duro te ves media horita de tele con el encefalograma plano y tumbado en el sofá y te quedas suave como la seda.
Dejarse lo mejor para el final. Siempre que se pueda, yo intento dejarme un ratito al día para mí. Para leer los blogs que me gustan, libros bonitos o cosas que me ilusionan y me inspiran. Además si puedo intento hacerme una infusión, encenderme una vela y hacerme mi propio mini spa.
¿Vosotros cómo os relajáis? ¿Qué consejos añadiríais? Me encantaría probarlos. Los necesito! 😉
p.d: aprender a ver la incertidumbre como algo positivo y sobre la organización del tiempo.

26 comentarios

Escribe un comentario
  • Anónimo

    Hola!!! Te cuento mi plan de relajación, muy sencillo y que además lo hago cada día. Chispa más o menos de lo que tu has contado ahí arriba. Cuando ya he terminado todo lo que tenía que hacer (tengo que empezar el GYM, esta en mi agenda para febrero) me doy una buena ducha (siempre la dejo para cuando ya lo tengo todo listo) ceno algo bueno. Luego me acomodo en mi sofá, habiendo encendido unas cuantas velas, me gusta utilizar alguna que huela bien, y depende del cansancio y las ganas, o doy un repaso a los blogs, busco info para una proxima escapada o simplemente me pierdo en algún libro. Y después de todo este tostón, te deseo un buen día guapa. Nea.

  • Lo de la ducha y la TV lo hago, aunque no siempre lo disfruto pq me suelo duchar antes de ocuparme de mi pequeña, entonces a veces me estresa pq me entra la prisa pues luego todavía me queda bañarla, darle la cena, si hay que echar alguna lavadora y cenar nosotros que ya es viendo la TV y acto seguido a la cama porque yo a las 10.30 ya no soy persona….jajaja.
    Así que para mi relajarse es que todo este proceso empiece antes de tiempo, soy un desastre y me organizo fatal. Me agobio con todo lo que hay que hacer….
    Leeré los comentarios de por aquí a ver lo que puedo adaptar a mi agenda…jajaja

    • Ánimo que aprenderemos a organizarnos mejor y a relajarnos más. 🙂

  • Lo de caminar hasta casa, para mí es vital también, consigo darle la vuelta a cualquier dolor de cabeza y la ducha antes de dormir, un bálsamo. Nada como dormir en sábanas bien planchadas y oliendo a limpio 🙂
    Añado algo que a mí me da mucha paz: encender una vela una horita antes de dormir, mientras leo o bicheo por Instagram, con musiquita tranquila de fondo ;P Momento zen instantáneo. Mis preferidas son las de Rituals. Aunque estén apagadas, la habitación huele de vicio, duran la vida y tienen perfumes para cada momento (basados en sus rituales). Además, me encanta su diseño sencillo.
    Y siguiendo con la aromaterapia, unos 15 minutos antes de dormir, pulverizo la almohada con la bruma de l'Occitane, que huele a lavanda y te transporta hasta la provenza francesa. Pura paz.

    • Esa bruma de almohada tengo que probarla!! Qué bien suena!!! Muchas gracias por tus consejos. 🙂

  • Anónimo

    Para mí la ducha por la noche y leer media hora antes de dormir (preferiblemente ficción) con una velita en la mesita de noche no tiene precio!! También he empezado a hacer yoga hace unos meses y estoy encantadísima, me relaja muchísimo. Un besito!

    • Yo estuve un tiempo haciendo y también me encantaba… Muchas gracias!!

  • Ohh, había escrito una parrafada y no se me ha publicado jo!! jaja

    Además de lo que ya aconsejas tú, que lo hago todo y me va genial, alguna cosita más:
    * Hacer Pilates.
    * Unas gotitas de "rescue remedy" de Flores de Bach.
    * Tomar a diario levadura de cerveza, que es un relajante natural del sistema nervioso.
    * Limpiarme la piel y aplicarme un sérum ecológico con olor a hierbas del campo que relaja de inmediato!
    * Bailar como una loca en casa para liberar tensión.
    * Escribir en mi diario, a mano, con papel y boli. Nada de ordenador. Hacer una actividad manual y que además te permite descargar emociones es totalmente terapéutico.
    * Desconectar todos los aparatos electrónicos. Móvil en modo avión.
    * Lectura de ficción.
    * Lista de música relajante sin letra, tipo las listas de spotify para hacer yoga. Sin darte cuenta te va envolviendo, se te mete por dentro y te relaja.
    * Ver una serie.
    * Poner luz tenue en la habitación.
    * Cocinar ¡infalible!
    * Ponerme a ordenar algo.
    * Andar rápido por el campo.

    Ale, espero que sirvan!! 🙂

    • Cuántos consejos!! Qué maravilla!! Lo de escribir a mano en plan diario hace mucho que no lo hago y tengo muchas ganas de retomarlo. Muchas gracias 🙂

  • Hola June! Para mí ese momento del día es fundamental. Me reencuentro conmigo misma después de un día agotador. Por so además de todas esas cosas maravillosas que propones, yo intento hacer unos ejercicios de respiración (yoga) en la cama y después, algo que me encanta es ver álbunes de fotos. Además de relajarme me traen muy buenos recuerdos. Y me voy a dormir más contenta que unas pascuas!!
    Pruébalo y verás!!
    Mil besos June!!

    • Ver fotos es siempre un momento bonito. 🙂 Muchísimas gracias Montse!!

  • Hola June! Pues te comento una táctica que he leído en varios libros como 'El monje que vendió su Ferrari' y que mis clientes y yo hacemos y funciona muy bien:

    momento de relajación, sin llegar al punto de tener la sensación de que tienes que meditar y no te sale: coges una mandarina, una rosa, una flor, una piña… algo 'vivo' de la naturaleza, y lo miras, lo pelas, lo tocas, lo analizas de principio a fin pensando en texturas y colores. Lo que dure, pero poco a poco tu mente se adaptará a este proceso, no sentirás que vas pensando en mil cosas a la vez porque será tu rato de desconectar mentalmente y centrarte en el presente, aquí y ahora, para relajarte y entrar la mente en un estado de meditación. 5 minutos mínimo ya es una práctica muy buena para nuestro día a día.

    En mi Newsletter semanal escribo sobre guías que nos dan los libros. Por ejemplo la de la semana pasada era el libro resumido que te comentaba antes, el de El monje, y como aplicar los beneficios que nos cuentan a nuestro día a día.

    ¡Pruébalo!

    Un abrazo!

    Bárbara de Tienda
    http://www.ohmycoach.es

  • La ducha nocturna es, sin duda, uno de mis imprescindibles. ¿Sabes también qué me relaja mucho cuando me ducho por la noche? Secarme el pelo con el secador, despacito; ese ruidito como un murmullo me deja medio grogui.

  • Pues normalmente me relajo yéndome a la cama muy pronto; a veces a las 9:30 ya estoy metida en ella. Y el otro día me di cuenta lo mal aprovechada que tengo la playa; vivo en un pueblito portugués al lado de la frontera, tiene unas playas maravillosas: largas y vírgenes.

    El viernes pasado me di el regalo de pasear sola…¡Reconfortante!

    ¡Un abrazo!

    • Ay, qué maravilla que tengas la playa cerca. Qué idílico parece donde vives por lo poquito que cuentas. Sólo con poder escuchar las olas o ver el mar… Ya el relax se multiplica.

  • A mi lo que me funciona es el yoga, es mi momento de desconexión, llego a casa súper relajada! Te animo a que pruebes!

    • Lo conozco! Yo ahora estoy con Pilates que también es una maravilla y te deja nueva. 🙂

  • Pues a mí siempre me han funcionado las técnicas "tradicionales" de maravilla, en especial lo de la ducha nocturna (aunque en mi caso, con jabón de glicerina), pero este último año, que ha sido especialmente estresante, he optado por un audio de estos de "concéntrate en tu ombligo, siente el centro" y mira, al principio me pareció un rollazo pero realmente relaja, así que cuando veo que voy demasiado acelerada, dedico mis 15 minutitos a centrarme en mí misma y como la seda 😉

    • jajajaja me ha encantado tu explicación de lo del ombligo. Muchísimas gracias por el consejo!! 🙂

  • Anda! Así estaba yo hace unos meses y decidí que una ducha por las noches era lo mejor, seguido de un caprichillo como ver una de las series que me gustan antes de ir a dormir, leer todas las noches… y el gran descubrimiento, dedicar dos tardes a hacer deporte. Sin móvil, sin ordenador cerca, sin alarmas constantes que no te permiten desconectar. Yo y los retos. Y lo estoy consiguiendo 🙂

    Espero que cumplas todos estos propósitos y en nada estés mucho más relajada.

    • Pues claro que sí! Y el gusto que da tachar retos de la lista! (Y cualquier cosa de la lista en general también). 😉

  • Pingback: Buen finde | June Lemon Jukebox